Reforma Parcial de la Ley Especial de Timbre Fiscal para el Distrito Capital PDF Imprimir Correo electrónico
Reforma Parcial de la Ley Especial de Timbre Fiscal para el Distrito Capital
En la Gaceta Oficial No. 39.828 del 2 de mayo de 2012, fue publicada la Ley de Reforma Parcial de la Ley Especial de Timbre Fiscal para el Distrito Capital ("Ley de Reforma"), mediante la cual se reformó la Ley Especial de Timbre Fiscal para el Distrito Capital ("Ley Derogada"), publicada en la Gaceta Oficial No. 39.570 del 9 de diciembre de 2010.  La Ley de Reforma entró en vigencia con su publicación.
La Ley de Reforma realizó una única modificación a las tasas aplicables a los actos y documentos presentados dentro de la jurisdicción del Distrito Capital, establecidas en el artículo 13.  El alcance de la reforma y las tasas modificadas son las siguientes:
1.       Una estampilla equivalente a 0,01 unidades tributarias ("UT") por cada 0,5 UT o fracción menor de 0,5 UT del capital suscrito o capital comanditario según sea el caso; y
2.       Una estampilla equivalente a 0,01 UT por cada 0,5 UT o fracción menor de 0,5 UT por aumento del capital de dichas sociedades.
Las tasas indicadas en los anteriores numerales representan una tarifa efectiva del dos por ciento (2%) (i.e., 0,01 x 100)/0,5 = 2%) del capital suscrito o del aumento del capital.  La Ley Derogada preveía una tarifa efectiva del diez por ciento (10%) (i.e., 0,01 x 100)/0,1 = 10%) del capital suscrito o del aumento del capital.
Las tasas anteriormente mencionadas constituyen el doble del tributo nacional previsto en la Ley de Registro Público y del Notariado (Gaceta Oficial No. 5.833 Ext. del 22 de diciembre de 2006), equivalente a 0,01 UT por cada 1 UT o fracción menor del capital suscrito o del aumento de capital, o una tasa efectiva del uno por ciento (1%) (i.e., 0,01 x 100)/1 = 1%) (artículo 91[3][a] y [b]).  En consecuencia, aunque la disminución de la tasa eliminó gran parte de la distorsión que ocasionaba la Ley Derogada, lo cual es loable, continuará habiendo un tratamiento fiscal más oneroso y discriminatorio para las sociedades de comercio domiciliadas en el Distrito Capital, toda vez que el timbre fiscal pagadero en el Distrito Capital será el doble de lo que se paga en el resto del país.
La Ley de Reforma no modificó el tratamiento aplicable a la solicitud de inscripción de la venta de un fondo de comercio o la de sus existencias en totalidades o en lotes, de modo que haga cesar los negocios relativos a su dueño, sujeta a una estampilla equivalente a 0,02 UT por cada 0,1 UT o fracción menor de 0,1 UT sobre el monto del precio de venta del fondo de comercio.  La tasa indicada representa una tarifa efectiva del veinte por ciento (20%) (i.e., [0,02 x 100]/0,1 = 20%) del precio de venta del fondo de comercio.  Además, es el novecientos por ciento (900%) comparado con el tributo nacional previsto en la Ley de Registro Público y del Notariado, equivalente a 0,02 UT por cada 1 UT o fracción menor del precio de venta del fondo de comercio, o una tasa efectiva del dos por ciento (2%) (i.e., [0,02 x 100]/1 = 2%) (Artículo 92 [6]).  Así, los registros de ventas de fondos de comercio realizados fuera de la jurisdicción del Distrito Capital seguirán regidos por la Ley de Registro Público y del Notariado,
con lo cual seguirá habiendo un tratamiento fiscal más oneroso y discriminatorio para los registros realizados en el Distrito Capital.

En la Gaceta Oficial No. 39.828 del 2 de mayo de 2012, fue publicada la Ley de Reforma Parcial de la Ley Especial de Timbre Fiscal para el Distrito Capital ("Ley de Reforma"), mediante la cual se reformó la Ley Especial de Timbre Fiscal para el Distrito Capital ("Ley Derogada"), publicada en la Gaceta Oficial No. 39.570 del 9 de diciembre de 2010.  La Ley de Reforma entró en vigencia con su publicación. 

La Ley de Reforma realizó una única modificación a las tasas aplicables a los actos y documentos presentados dentro de la jurisdicción del Distrito Capital, establecidas en el artículo 13.  El alcance de la reforma y las tasas modificadas son las siguientes: 

1.       Una estampilla equivalente a 0,01 unidades tributarias ("UT") por cada 0,5 UT o fracción menor de 0,5 UT del capital suscrito o capital comanditario según sea el caso; y 

2.       Una estampilla equivalente a 0,01 UT por cada 0,5 UT o fracción menor de 0,5 UT por aumento del capital de dichas sociedades. 
Las tasas indicadas en los anteriores numerales representan una tarifa efectiva del dos por ciento (2%) (i.e., 0,01 x 100)/0,5 = 2%) del capital suscrito o del aumento del capital.  La Ley Derogada preveía una tarifa efectiva del diez por ciento (10%) (i.e., 0,01 x 100)/0,1 = 10%) del capital suscrito o del aumento del capital. 

Las tasas anteriormente mencionadas constituyen el doble del tributo nacional previsto en la Ley de Registro Público y del Notariado (Gaceta Oficial No. 5.833 Ext. del 22 de diciembre de 2006), equivalente a 0,01 UT por cada 1 UT o fracción menor del capital suscrito o del aumento de capital, o una tasa efectiva del uno por ciento (1%) (i.e., 0,01 x 100)/1 = 1%) (artículo 91[3][a] y [b]).  En consecuencia, aunque la disminución de la tasa eliminó gran parte de la distorsión que ocasionaba la Ley Derogada, lo cual es loable, continuará habiendo un tratamiento fiscal más oneroso y discriminatorio para las sociedades de comercio domiciliadas en el Distrito Capital, toda vez que el timbre fiscal pagadero en el Distrito Capital será el doble de lo que se paga en el resto del país. 

La Ley de Reforma no modificó el tratamiento aplicable a la solicitud de inscripción de la venta de un fondo de comercio o la de sus existencias en totalidades o en lotes, de modo que haga cesar los negocios relativos a su dueño, sujeta a una estampilla equivalente a 0,02 UT por cada 0,1 UT o fracción menor de 0,1 UT sobre el monto del precio de venta del fondo de comercio.  La tasa indicada representa una tarifa efectiva del veinte por ciento (20%) (i.e., [0,02 x 100]/0,1 = 20%) del precio de venta del fondo de comercio.  Además, es el novecientos por ciento (900%) comparado con el tributo nacional previsto en la Ley de Registro Público y del Notariado, equivalente a 0,02 UT por cada 1 UT o fracción menor del precio de venta del fondo de comercio, o una tasa efectiva del dos por ciento (2%) (i.e., [0,02 x 100]/1 = 2%) (Artículo 92 [6]).  Así, los registros de ventas de fondos de comercio realizados fuera de la jurisdicción del Distrito Capital seguirán regidos por la Ley de Registro Público y del Notariado, con lo cual seguirá habiendo un tratamiento fiscal más oneroso y discriminatorio para los registros realizados en el Distrito Capital.

Fuente: Baker & McKenzie

Última actualización el Miércoles 09 de Mayo de 2012 13:31
 
Banner